20.9.06

Mi tío Luis

Mi tío Luis a sus 51 años, sigue siendo el niño que jugaba con nosotros cuando pasábamos nuestras vacaciones en el pueblo de mis padres. Cuando éramos niños no sabíamos que mi tío, al que le pedíamos la bendición con tanto respeto pero a su vez le uníamos a todos nuestros juegos, era un niño más, porque aunque nos doblaba la edad, su mente y su alma se quedaron en el mejor estado del mundo, en la infancia.
Mi tío Luis a sus 51 años, tiene Cáncer, pero nadie le ha contado, por temor, por dolor, porque es un niño grande y se lo podemos ocultar.
Hoy le han operado, el doctor dice que ha salido bien, tenemos esperanzas, y por primera vez en muchos días ha desayunado con ganas.
Ayer por la tarde, hablando con mi madre en la habitación del hospital donde está, mi tío Luis le ha comentado: "que el señor de la cama de al lado tiene cáncer, pero que el señor no sabe, porque si se entera se muere..."
"Qué bueno que no le hemos contado", me dice mi hermana, "quizás indirectamente intenta decirnos que luchará por vivir, y que mejor no le contemos que es lo que tiene"...
Mi tío Luis es un afortunado, porque es un niño y uno con ojos de niño ve siempre arcoiris después de las grandes tormentas.

De Peligro a Pele el Ojo (o como el venezolano usa refranes para explicar lo inexplicable) : los niños siempre dicen la verdad...

4 comments:

Nostalgia said...

Ojala y se haga el milagro y el cáncer desaparezca...
mi abrazo de solidaridad ♥

Goathemala said...

Preciosa la forma en la que terminas el escrito. Me uno a tu tío, espero que esté mejor y me congratula que sea un niño porque yo, también lo soy.

Saludos.

Waiting for Godot said...

Goathemala: Por eso se te quiere tanto, porque eres un niño y en tus escritos hay mucho de ese sentimiento puro que todos queremos. Un beso enorme.

nestor said...

maldita enfermedad...pero hay que tener fuerzas y darle esas desde afuera...todo se puede y ojalá pueda salir bien....ánimo y a seguir adelante....un abrazo.