21.11.06

Poesía: ni con ella, ni sin ella...



Con la poesía me pasa algo que es muy difícil de explicar, cuando escucho un poema que otra persona lee, mi corazón empieza a latir de una manera tan acelerada que me entra pánico, pero si soy yo la que lo leo, quedo hasta sin respiración, mis sentidos se bloquean y sólo siento ganas de salir corriendo y perderme en el mundo huyendo de sus palabras! Supongo que es algo muy parecido a lo que se conoce como síndrome de Stendhal.

Hubo un tiempo en el que escribía poemas, los cuales NUNCA ha leído NADIE, eran una maravillosa forma de escaparme y volar y encontrarme en un mundo donde sólo los que hemos estado allí sabemos lo grandioso que es.

En mi alma hay un suspiro eterno, que muchas veces se escapa, en palabras he atrapado algunos, en risas he compartido otros, en llanto he regalado muchos...

Un buen día huí de la poesía, decidí acabar con ella, condenando mi existencia por años, y privándome de todo lo bueno o lo malo que me brindaba, pero lo que no sabía en aquel momento es que no se puede huir de un gran amor, vuelve a ti, te espera en una esquina, donde menos te lo esperas, aparece y te envuelve, te atrapa y te pierde en un mundo donde eres feliz, con risas, con llantos, para bien, para mal!

Y sí, aquí estás nuevamente, bienvenida ( te extrañaba). Espero no decepcionarte esta vez.


De Peligro a Pele el Ojo (o como el venezolano usa refranes para explicar lo inexplicable) : Demasiado tarde para huir.

10 comments:

Anonymous said...

Poesía que salva siempre...Un poema para ti que recuperas la poesía!
Saludos!

"silencio
yo me uno al silencio
yo me he unido al silencio
y me dejo hacer
me dejo beber
me dejo decir"

Alejandra Pizarnik (1959)

Bewater "Manolo" said...

Grave error el de dejar la poesía, nada más bonito hay que poder evadirse con el arte de la palabra, convertir en tinta lo que se cree, se espera y se siente...a ver cuando leemos eso que tienes guardado

A Calcines said...

Yo de la única poesía que se, es la de la poesía de la sonrisa :(
De la poesía que hay en cada amanecer, de la poesía que brota de la tierra, de esa poesía que roza la cara al caminar...en fin que bella es la poesía.Saludos

Angie said...

Hubo un tiempo en que yo también escribía poesía, pero entre una carrera absorbente y ahora en un trabajo poco inspirador, la he dejado de momento, espero que publiques alguna, sin vergüenza alguna, que recibirás mis aplausos seguro.

3rn3st0 said...

¿Una futura Mistral?, o tal vez... una Alfonsina Storni en ciernes. No soy muy dado a escribir poesía, y menos aún a leerla, la verdad no soy bueno para ello, lo cual no significa que no admire a los poetas y por supuesto a las poetisas.

Si tu musa te lleva por los derroteros de la versación y no de la prosa, adelante preciosa, adelante. Haz tuya las palabras que lleven a otras y otros a través de esos caminos de corazones acelerados y respiraciones entrecortadas que tu has disfrutado.

Saludos desde Guanare :-)

Waiting for Godot said...

Mil Orillas: qué regalo tan bonito!!!

Manolo: no puedo prometer mostrar nada que yo haya escrito o escribiré, pero tienes razón, fue un error...


Ale: es así, la vida es un poema continuo.

Angie: gracias bella por prometerme tus aplausos, pero yo no puedo prometer que publique algo, es muy reciente todo este reencuentro, tendré que pensarlo...

Ernesto: Gracias por tus palabras, te lo juro que a pesar de todo lo que aprecio tu fe en mi, estoy muy pero muy alejada de ser algo parecido a la Mistral!!! (no podría nunca ni pensar llegar a escribir algo con su fuerza y amor)


Besos para todos! se les quiere!!!!

Jacqueline said...

Antes de usar el link ya sabía que era Toro.
Bien por ti, déjanos leerte.

El Trimardito said...

La poesía es buena leerla y escribirla si uno está inspirado, además son cosas que salen del alma y eso llena.
Saludos!

caribe said...

No sabia q existia tal cosa llamada el Sindrome de Stendhal, a mi me dan esos ataques de euforia q no me cabe el alma en el pecho y en casos extremos se me salen las lagrimas casi siempre viajando cuando veo vainas arrechisimas (q no necesariamente tienen q ser un icono historico, al contrario esas cosas las has visto tanto en fotos q cuando las ves en vivo te emocionan pero no te da el Stendarrr), en mi caso tienden a ser mariqueras o cosas naturales por sobre todo de las q no tenias idea, desiertos, cascadas, selvas, hay tantas vainas arrechas.

Waiting for Godot said...

Caribe:
Sí, eso es, eso que sientes es el Síndrome de Stendhal, bonitoooo, eso dice mucho de ti!!!!! BESOS!